La compañía se compromete a hacer una investigación profunda del caso

Riot Games se encuentra una vez más en el ojo del huracán, y esta vez se debe a que la compañía ha sido demandada por discriminación de género. Así es, un par de personas han acusado al estudio creador de League of Legends por acoso, violar la ley de pago equitativo, y tomar represalias contra sus trabajadores.

La demanda se interpuso este martes frente a la Corte Superior de Los Angeles, y busca ser reconocida como una acción de clase. Es decir, su propósito es representar la voz de varios empleados y exempleados que fueron víctimas de comportamiento inapropiado en su lugar de trabajo. Esto bajo el beneplácito de Riot Games donde, aseguran, existe una cultura que favorece a los hombres.

Algunas de las conductas mencionadas en el documento son bromas vulgares, agarres de entrepierna, phantom humping y envío de fotos no solicitadas de genitales masculinos. Además, las victimas comentaron que circulaban correos electrónicos con temas como “Cómo sería penetrar” a ciertas mujeres, y afirmaron que los gerentes tenían una lista de “las empleadas más guapas” por orden de belleza.

Relacionado: Empleados denuncian sexismo y acoso en Riot Games

La petición agrega que Riot Games cobró venganza contra empleadas vocales que denunciaron “ascensos denegados, rechazo a ofrecer una compensación o remuneración equitativa, degradaciones, reubicaciones con responsabilidades muy diferentes, pérdida de beneficios, suspensiones, despidos y otras acciones adversas para los empleados”.

El representante de Riot Games, Joe Hixson, dijo que la empresa no hará comentarios acerca de las acusaciones concretas, pero comentó que toman “este tipo de señalamientos con mucha seriedad”, y que investigarán a fondo.

“Permanecemos comprometidos con una evolución profunda y completa de nuestra cultura para asegurar que Riot sea un lugar donde todos los Rioters puedan prosperar”, afirmó.

Te puede interesar