¿Qué hay de nuevo?

Una nueva actualización para Apex Legends llegó a todas las plataformas, y algunos cambios a las armas podrían tener impacto.

Hace algún tiempo, en Reddit, Respawn Entertainment hizo una declaración oficial donde anunciaba que no sacaría parches con tanta frecuencia. En cambio, cuando salieran serían de mucha importancia. “Queremos minimizar el tiempo que tarden los jugadores en maximizar sus habilidades con un arma o personaje”, declaró la desarrolladora. La excepción a la falta de parches sería que se descubriera algo que estuviera gestando un ecosistema poco saludable dentro del juego, y así ocurrió.

Respawn ajustó la Wingman reduciendo su radio de fuego, y además redujo el multiplicador de daño por disparos a la cabeza de la Skullpiercer. Por otro lado, la forma en la que las balas se disparan ocupa un área mayor, mientras que la caída de la bala también fue modificada. Fuera de estos cambios, la disponibilidad de armas de energía y sus municiones fue reducida en todo el mapa, por lo que encontrar Wingman y Peacekeeper ya no será tan fácil.

La empresa también indicó por qué no mejora armas como la P2020 o la Mozambique. Indican que “como parte de la curvatura de poder del juego, algunas armas simplemente tienen que ser más débiles”. Dicho esto, Respawn también indicó que continuamente revisan y monitorean el feedback y la data de los jugadores para testear cosas de forma interna.

Relacionado: Apex Legends está creciendo más rápido que Fortnite

Además de los balances a las armas, el nuevo update de Apex Legends arregla algunos escenarios que podrían causar que el juego crasheara durante la partida. Puedes leer las notas enteras del parche en el siguiente enlace.

Te puede interesar